lunes, 26 de noviembre de 2012

ENTREVISTA A NASSIM HARAMEIN, por Suzanne Powell

ENTREVISTA A NASSIM HARAMEIN, por Suzanne Powell, para TimeForTruth.es realizada en septiembre 2010, publicada en noviembre 2012.
Se define como físico, aunque en realidad se considera un místico. Afirma que la espiritualidad es la física que todavía no conocemos, y que el Universo evoluciona desde las intuiciones. Que lo que nos conecta a todos, y hace que "todos seamos uno" es el vacio, que en realidad no está tan vacío, sino muy muy lleno. Se trata de Nassim Haramein, científico autodidacta de origen suizo, que a la temprana edad de 9 años ya desarrollaba las bases de una teoría hiperdimensional unificada de la materia y la energía, que más tarde llamaría el "Universo Holofractográfico". Esta teoría de unificación, conocida como la métrica Haramein-Rausher, es una nueva solución a las ecuaciones de campo de Einstein. También cabe destacar su Ley Escalar Universal de la Materia Organizada. La genialidad de Nassim es responder porqué todo está moviéndose, desde el giro del electrón a porqué los planetas, las estrellas y las galaxias giran constantemente y de dónde sacan la energía para hacerlo. Por absurdo que parezca, la física aún no podía explicar esto.
Ahora vive y trabaja en Hawai, donde dirige la Resonance Project Foundation y sigue explorando los principios de la unificación y sus implicaciones en el mundo de hoy,
No sólo ha pasado su vida investigando la geometría fundamental del hiperespacio, sino que también se ha metido a fondo la antropología estudiando las civilizaciones antiguas y aportando sus propias teorías al origen de la humanidad.
*******
He preparado algunos miniclips de la entrevista por temáticas, para los que les resulte la entrevista demasiada larga y sólo quieran saborear una parte:
Quién es Nassim Haramein
vimeo.com/52736576

NASSIM HARAMEIN - Quién es


Pedagooogía 3000 ~ Geometría Sagrada

Pedagooogía 3000 ~ Geometría Sagrada


La Geometría Sagrada es el lenguaje o sello de la creación divina. Junto con la Luz y el Sonido confiere belleza, ritmo y armonía a la creación en este universo multidimensional.

La Geometría Sagrada provee una Conciencia de Unidad, el Amor Incondicional, la Comprensión que nos otorga la Sabiduría Infinita y la total Armonía. Para estar presentes y conscientes, es necesario incorporar la lectura de los cambios actuales a través de un lenguaje universal que está contenido en el Sonido que es la pauta activadora, la Luz que contiene nuestros códigos de programación, y la Forma donde están constituidas todas las estructuras energéticas por donde circula la Vida. Arq. Oscar Senmache, Perú.

- Merkaba

El Merkaba es una figura geométrica compuesta por dos tetraedros, uno dentro del otro, acompañado de un movimiento de contrarrotación. En el antiguo Egipto también se conocía este concepto, que era el patrón original de toda forma de vida en el Universo. La Merkaba es llamado a veces “Cuerpo de Luz”, por ser el vehiculo energético de Ser humano.

El Merkaba forma un campo contra rotatorio de luz.

1. El tetraedro de arriba corresponde a la parte masculina, a la mente humana, el Cielo. Su campo es eléctrico. Si uno se coloca dentro de la Merkaba, el giro va por la izquierda, gira contra reloj.

2. El tetraedro de abajo corresponde a la parte fémina, al cuerpo emocional humano, la Tierra. Su campo es magnético. Si uno se coloca dentro de la Merkaba, el giro va por la derecha, gira como reloj.

Esta configuración es multinivel y, cuando está activada, permite experimentar la conciencia expandida, conectarse con potenciales elevados de conciencia, y restaurar el acceso y la memoria hacia las posibilidades infinitas de nuestro ser. Une el Cielo y la Tierra creando un vórtice multidimensional. Mer-Ka-Ba se entiende como el espíritu/cuerpo rodeado de campos de la luz contra-rotatorios, (ruedas dentro de ruedas), espirales de la energía como en el ADN, que transporta al espíritu/cuerpo de una dimensión a otra. www.iuca.net/merkabah2.htm

- Ka Merkaba

Cada estrella tetraédrica completa está compuesta por un tetraedro masculino engarzado en un tetraedro femenino. Ambos, los tetraedros masculino y femenino, forman la estrella tetraédrica completa (la Estrella de David tridimensional). Hay tres estrellas tetraédricas completas superpuestas una sobre otra. Cada estrella tetraédrica completa es exactamente del mismo tamaño y tiene su propia polaridad: masculina, femenina o neutra.

La primera estrella tetraédrica completa es de naturaleza neutra, literalmente es el propio cuerpo, está encerrada en la base de la espina dorsal y nunca cambia su orientación, excepto bajo ciertas condiciones. Gira en torno al cuerpo dependiendo de que sea masculino o femenino.

La segunda estrella tetraédrica completa es de naturaleza masculina, eléctrica, es, literalmente, la mente humana y, vista desde el propio cuerpo, rota en sentido contrario a las agujas del reloj.

La tercera estrella tetraédrica completa es de naturaleza femenina, es magnética y es, literalmente, el cuerpo emocional humano, que rota en el sentido de las agujas del reloj, según se mira desde el propio cuerpo.
http://marianelagarcet.fullblog.com.ar/merkaba-1261380721.html

- En Egipto

La palabra Mer-Ka-Ba está compuesta de tres palabras: Mer, Ka y Ba. Estas palabras, provienen del Egipto antiguo. Existen diversas pronunciaciones de Mer-Ka-Ba tales como Merkabah, Merkava, y Merkavah.

MER: vehículo contra rotatorio
KA: espíritu elevado del Ser
BA: cuerpo que contiene al espíritu

- Cubo Metatrón girando

El Cubo de Metatrón es un acelerador cuántico capaz de transformar y cocrear nuestra realidad. En él se encuentra integrada la estrella tetraédrica (dos tetraedros enlazados) conocida como Merkaba, una de las figuras más primigenias e importantes, considerada la base de todas las formas de vida biológica.

Video sobre el cubo Metatrón
http://www.youtube.com/watch?v=SEiPsQ5KKwY

- Cómo construir una Merkaba

1. Construir un octaedro con palos (puede ser sorbetes tejidos con hilo de pescar), y construir una pirámide sobre cada cara (todos los triángulos a la misma medida). Se llama un octaedro“estrellado”.

2. Muy fácil. Con niños pequeños, hacer una Merkaba con palos de sorbetes (pajas) de dos colores
hacer 6 cruces con los sorbetes con cinta adhesiva. Cada cruz tiene un palo de un color y otro palo de otro color (seis veces lo mismo)
pegar juntos los palos del mismo color, hasta forma una estructura de Merkaba (que es en realidad dos tetraedros inversos, uno dentro del otro).
Luego se coloca todas las Merkabas en toda la sala con hilos.

3. Con niños/as más grandes. Recortar la plantilla adjunta. Se arma la Merkaba con pega, y/o cinta adhesiva y mucha paciencia. Simplemente se pega todos los 1 juntos (como pirámide), todos los 2 juntos (como pirámide) y así sucesivamente.

4. También se pude hacer dos tetraedros e insertarles uno dentro del otro.

5. Puede hacer la figura en muy grande e invitar a los niños/as que se coloquen a dentro, como se puede observar en la imagen (colocar un taburete para que se ponga de pie encima).


- Cuadernos Pedagooogicos de Geometría Sagrada

#29, Geometría Sagrada, módulo I
http://www.pedagooogia3000.info/web/html/CP_029_web_v2011.pdf

#30, Geometría Sagrada, módulo II
http://www.pedagooogia3000.info/web/html/CP_030_web_v2011.pdf

#31, Geometría Sagrada, módulo III
http://www.pedagooogia3000.info/web/html/CP_031_web_v2011.pdf

Video en Español
http://www.youtube.com/watch?v=oDw9Bn2ZZos&feature=related

Video en inglés (para los profesores de ingles que buscan material interesante en ingles para sus estudiantes)
http://www.youtube.com/watch?v=cbhUnV7QBG4
http://www.youtube.com/watch?v=21tZI3Hc12E






Pag. Anterior: Pedagooogía 3000 - La ilusión y su valor.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=2734

Pag. Siguiente: Pedagooogía 3000 - Geometría y Flor de la Vida.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=2803

CUAN GRANDE ES DIOS

canciones navideñas 2

FESTIVAL DE NAVIDAD (1 de 2, Villancicos - Popurri)

ARMANDO BLANCO QUIERO CONTARTE MARIA

La policía dispersa con gases a los manifestantes de El Cairo

MENSAJE A LOS POLÍTICOS, Por la nueva humanidad parte 3

Cataluña: Mas admite que no ha conseguido sus objetivos, a pesar de gana...

¿Por qué Jesús no es el hijo de Dios?

Cataluña acude a las urnas con un ojo puesto en la soberanía

El Enigma de las Esferas Canal 7 Costa Rica

TOUGH LOVE - CANT FIND THE WORDS

polish SaLuSa, 26 listopada 2012 Galaktyczna Federacja Swiatla

Montague Keen 26 novembre 2012

La formula universal que relaciona todo

Evangelio de hoy Lunes XXXIV del tiempo ordinario


Contemplar el Evangelio de hoy

Día litúrgico: Lunes XXXIV del tiempo ordinario
Texto del Evangelio (Lc 21,1-4): En aquel tiempo, alzando la mirada, Jesús vio a unos ricos que echaban sus donativos en el arca del Tesoro; vio también a una viuda pobre que echaba allí dos moneditas, y dijo: «De verdad os digo que esta viuda pobre ha echado más que todos. Porque todos éstos han echado como donativo de lo que les sobraba, ésta en cambio ha echado de lo que necesitaba, todo cuanto tenía para vivir».
Comentario: Rev. D. Àngel Eugeni PÉREZ i Sánchez (Barcelona, España)
Ha echado de lo que necesitaba, todo cuanto tenía para vivir
Hoy, como casi siempre, las cosas pequeñas pasan desapercibidas: limosnas pequeñas, sacrificios pequeños, oraciones pequeñas (jaculatorias); pero lo que aparece como pequeño y sin importancia muchas veces constituye la urdimbre y también el acabado de las obras maestras: tanto de las grandes obras de arte como de la obra máxima de la santidad personal.

Por el hecho de pasar desapercibidas esas cosas pequeñas, su rectitud de intención está garantizada: no buscamos con ellas el reconocimiento de los demás ni la gloria humana. Sólo Dios las descubrirá en nuestro corazón, como sólo Jesús se percató de la generosidad de la viuda. Es más que seguro que la pobre mujer no hizo anunciar su gesto con un toque de trompetas, y hasta es posible que pasara bastante vergüenza y se sintiera ridícula ante la mirada de los ricos, que echaban grandes donativos en el cepillo del templo y hacían alarde de ello. Sin embargo, su generosidad, que le llevó a sacar fuerzas de flaqueza en medio de su indigencia, mereció el elogio del Señor, que ve el corazón de las personas: «De verdad os digo que esta viuda pobre ha echado más que todos. Porque todos éstos han echado como donativo de lo que les sobraba, ésta en cambio ha echado de lo que necesitaba, todo cuanto tenía para vivir» (Lc 21,3-4).

La generosidad de la viuda pobre es una buena lección para nosotros, los discípulos de Cristo. Podemos dar muchas cosas, como los ricos «que echaban sus donativos en el arca del Tesoro» (Lc 21,1), pero nada de eso tendrá valor si solamente damos “de lo que nos sobra”, sin amor y sin espíritu de generosidad, sin ofrecernos a nosotros mismos. Dice san Agustín: «Ellos ponían sus miradas en las grandes ofrendas de los ricos, alabándolos por ello. Aunque luego vieron a la viuda, ¿cuántos vieron aquellas dos monedas?... Ella echó todo lo que poseía. Mucho tenía, pues tenía a Dios en su corazón. Es más tener a Dios en el alma que oro en el arca». Bien cierto: si somos generosos con Dios, Él lo será más con nosotros.

Las 18 leyes de la hermandad blanca...

1. El Universo es pura inteligencia y maestro entre maestros; está regido por Leyes que, incorporadas a nuestra estructura psicológica, nos permitirán alcanzar el éxito y la sabiduría. Esas leyes tienen como finalidad mantener el orden en el caos, el amor en el odio, la sabiduría en la ignorancia, la salud en la enfermedad y la eternidad en el momento transitorio. Hay un único camino que recorrer: aprender a pensar le un modo adecuado.
2. Todo aquello en lo que uno se concentra, tiende a aumentar: si se centra en sus limitaciones, éstas crecerán proporcionalmente a la energía empleada.
3. Toda creencia, una vez establecida, tiende a perpetuarse. La visualización es un recurso esencial para la instalación de las experiencias en el sistema nervioso. Cuando una visualización se realiza bien, al cerebro no le importa saber si aquello ha sucedido en el mundo físico o sólo en la imaginación.
4. Las situaciones de conflicto interior generan una pérdida de energía vital.
5. El Universo es nuestro aliado si sus metas coinciden con las nuestras. la osadía positiva trae consigo algo mágico, sublime y poderoso.
6. Un hecho aislado no puede establecer una tendencia; pero si el hecho se repite, la tendencia puede establecerse. Tener conciencia de ello ayuda a actuar con prudencia.
7. En el Universo hay abundancia para todos y la abundancia es algo a lo que todo el mundo tiene derecho. El hambre y la miseria, sinónimos de carencia, son incongruentes con la naturaleza.
8. El miedo es siempre un problema, el amor es siempre una solución.
9. Sólo se consigue atraer lo que ya se posee, y esto también es válido para el éxito y el amor.
10. El verdadero cambio interior se produce cuando aceptamos a los demás tal como son y a nosotros mismos tal como somos.
11. Los seres humanos tenemos la capacidad de trascender, es decir de superar una situación y comenzar de nuevo a partir de ella.
12. Debemos agradecer aquello que tenemos y nos gusta; el Universo continuará proporcionándonoslo.
13. Todo lo que existe en el Universo físico surgió primero en la mente. El pensamiento es energía y la energía sigue al pensamiento. Los pensamientos generan sentimientos y éstos provocan comportamientos que tienen consecuencias en el mundo físico.
14. El Universo está construido sinérgicamente. Siempre que dos o más cerebros se reúnen con espíritu de cooperación y esfuerzo, comunicándose y dejando fluir la intuición, se manifiesta este fenómeno natural. Necesitamos aprender urgentemente a utilizar la sinergia, es decir, conseguir más con menos esfuerzo.
15. La armonía es la esencia de la existencia. Procure armonizar con todo y con todos en su entorno: con el ritmo del tiempo y con usted mismo.
16. La evolución es la finalidad básica del Universo y los acontecimientos siempre tienen una razón de ser. Lo que nos sucede es por y para nuestro bien (espiritual más que material).
17. El éxito del Universo y el personal son consecuciones indisociables.
18. La sabiduría es el uso inteligente del conocimiento, consciente o inconsciente. Quienes sean capaces de una profunda reflexión interna descubrirán los secretos del Universo.

AD - internet

jueves, 22 de noviembre de 2012

Jeshua ~ La simplicidad de la vida.

Jesús ~ Jeshua ~ La simplicidad de la vida.


Queridos amigos:

Yo soy Jeshua. Es con gran alegría en mi corazón que estoy aquí conectándome con ustedes. Los amo profundamente y estoy conectado con ustedes como un hermano. Yo fui un ser humano como ustedes, conozco todas las luchas que atraviesan como seres humanos. Las conozco desde adentro, yo no fui un santo. Fui un ser humano y tuve una conexión con la luz, pero también experimenté dolor y duda en mi vida y así es como puedo conectarme con ustedes tan profundamente. Somos uno.

La energía Crística no es sólo mía; yo fui un mensajero, un representante de esta energía. Vine aquí a la Tierra a recordarles a todos ustedes la luz interior. La luz es universal, la compartimos. Y cuando ustedes sienten esta luz, la energía del Cristo interior, todo se vuelve muy simple. ¿Pueden sentir en este momento la simplicidad de quién soy yo? Yo los acepto a ustedes tal cual son. Veo a muchos de ustedes luchando en sus vidas, hay tensión en muchos de ustedes. Están sufriendo mucho. Hoy yo quiero recordarles la simplicidad de la vida. Alguna vez ustedes conocieron esta simplicidad desde adentro; eso fue cuando eran niños. Un niño no piensa acerca del mañana o del ayer, ellos están aquí en el presente. Los niños tienen una fácil conexión con su divinidad, con su luz. Ellos no dudan de que sean buenos tal cual son.

Ahora mientras hablo sobre esto, viajen con su conciencia adentro de su cuerpo. Vayan a su corazón y dentro de su vientre. Así es como encuentran al niño interior. Recuerden este lugar interior donde pueden disfrutar el momento.

Un niño es capaz de recibir, no hay juicio en un niño, ellos toman la vida como es. Sientan esta energía dentro de su vientre. Atrévanse a abrirse a la vida otra vez. Cuando eran un niño ustedes se atrevían a tener grandes sueños. Ahora mismo necesitamos tener grandes sueños en la Tierra. Los tiempos están cambiando, y más personas se están volviendo conscientes de que algo tiene que cambiar. Sólo podemos cambiar este mundo si las personas saben cómo regresar al niño interior: la fuente de alegría y amor incondicional.

¿Cuáles son sus sueños? ¿Cuáles eran sus sueños cuando eran niños? ¿Recuerdan tan sólo el sentimiento de aquello? Ahora vean al niño en frente de ustedes, el niño que ustedes fueron. Ella o él lleva una flor; la flor viene de su corazón. ¿Pueden sentir lo que este niño o niña tiene para ofrecer al mundo? Es una energía tan única y especial. ¿Pueden admirar la inocencia y el coraje de este niño? Ellos han venido a la Tierra, a un lugar repleto de peligro y miedo, llevando esta delicada flor con una pasión en su corazón para compartirla con el mundo. Acaricien a este niño interior. ¿Cómo luce la flor en este momento de sus vidas? ¿Está floreciente, está saludable? ¿Sienten tensión, miedo, amargura alrededor de ella? Ahora imaginen que ustedes extienden sus manos hacia la flor y le dicen: “Eres tan hermosa, tan preciosa. Voy a serte fiel.”

La flor es un mensaje de su alma. Contiene la energía que su alma desea manifestar en la Tierra en esta vida. Vean esta hermosa flor y noten si hay dolor, desaliento o miedo dentro de ustedes acerca de su destino. Observen estas emociones con compasión. Ustedes son muy valientes incluso por estar aquí en la Tierra. Están aquí ahora para traer cambio, para traer luz a la Tierra, pero también están aquí para tener alegría en la vida. Recuerden la simple alegría de ser un niño, viviendo espontáneamente de acuerdo a su naturaleza. No se espera que al traer luz a la Tierra ustedes se desgasten. Ustedes también son un niño de la Tierra. La Madre Tierra desea darles todo lo que ustedes necesitan.

Cuando yo estuve en la Tierra tuve una misión. Vine aquí a plantar las semillas de una nueva conciencia. Ustedes esencialmente tienen la misma misión que tuve yo. Ahora, este mundo puede volverlos muy triste. Su misión depende de su habilidad para también tener alegría aquí, y para recibir como un niño. Cuando ustedes se sientan decaídos y deprimidos, recuerden conectarse con el niño interior en su vientre. Diviértanse y tómense las cosas a la ligera por un momento. No importa cómo se sientan, el niño lleva su energía vital, su espontaneidad.

Véanse como un hermoso ángel de luz. En su falda está su niño interior. Juntos ustedes están creando su camino en la Tierra. El niño representa su parte terrenal. Como un ser cósmico tomando forma humana, ustedes tienen que trabajar con las emociones del niño. Siempre que el niño se sienta triste, o enfadado o temeroso, ustedes tienen que tomar seriamente estos mensajes. Como un ángel ustedes pueden atender a este niño. El niño sostiene la clave para el paraíso en la Tierra. Cuiden de él o de ella con ternura, y al tratar con otras personas siempre recuerden que hay un pequeño niño dentro de ellas también.



Esta canalización también está disponible en archivo de audio en inglés. La transcripción ha sido ligeramente editada para facilitar su lectura.


Jeshua - La simplicidad de la vida.
Pamela canaliza a Jeshua
2012 – www.jeshua.net
Traducido del inglés por Sandra Gusella
Pamela Kribbe 2012
www.jeshua.net – Sitio en español: www.jeshua.net/esp






Pag. Anterior: Jesús ~ Jeshua - Expresar tu luz del alma
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=2771

Pag. Siguiente: Jesús ~ Jeshua - Comunicándote con tu Alma.
http://www.trabajadoresdelaluz.com.ar/index.php?ndx=2784

MÉTODO DE LA MAESTRÍA, LA ASCENSIÓN Y LA SANACIÓN MÉTODO “MAS” Por Pepe León- Madrid-España

 
 
 
APÚNTATE A ALCANZAR TU MAESTRÍA, YA.
 
MÉTODO DE LA MAESTRÍA, LA ASCENSIÓN Y LA SANACIÓN
MÉTODO “MAS” Por Pepe León- Madrid-España
 
El Método “MAS” es una Enseñanza continua, de tal forma que cuando terminemos el último Módulo, el IX, comenzaremos de nuevo por el Módulo I. También puedes hacer sólo los Módulos Talleres que te interesen, y más adelante incorporarte a otros hasta hacerl los 9 MÓDULOS que te otorgan el derecho a alcanzar el DIPLOMA DE MAESTRÍA “MAS·.
MÓDULO II - 24 Y 25 DE NOVIEMBRE DE 2012
SÁBADO DE 11 A 19 HS. Y DOMINGO DE 10 A 14 HORAS
ASTROLOGÍA CRÍSTICA. APRENDEMOS A PEDIR Y PREGUNTAR
 
ASTROLOGÍA ESPIRITUAL, LOS ELEMENTOS Y LOS PLANETAS, LOS,12 SIGNOS DEL ZODIACO, LOS 36 DECANATOS ZODIACALES, LAS 12 CASAS TERRESTRES-LAS 144 CLAVES DIVINAS, PLANETAS Y LOS ASPECTOS PLANETARIOS, ACTIVAMOS Y CO CREAMOS NUESTRA CARTA ASCENSIONAL, Y LAS VIRTUDES NATALES. APRENDEMOS A PENDULAR, A  PREGUNTAR Y A PEDIR. CREAMOS.
 
 ** Para quienes realicen todo el Programa se les entregará gratuitamente su Carta Astral Natal Personalizada.
MATERIAL PARA LOS TALLERES VIVENCIALES: Como Niños Creadores, vamos a aprender jugando y creando nuestra propia vida, desde ahora, y al menos, vamos a utilizar, y tienes que traer: PINTURAS DE CERA BLANDA. ROTULADORES DE COLORES. FOLIOS EN BLANCO. TIJERAS DE PAPELERÍA. REVISTAS USADAS. PEGAMENTO. CRISTALES Y CUARZOS PERSONALES.
Lugar: Centro San Bao - Lope de Rueda, 3 1º Dcha. - Madrid
Información y reserva de plaza: Esperanza Blanco +34 660 19 6560 uni@unidiversidaddeluz.com   
BIENVENID@S AL MÉTODO “MAS” YO SOY MAESTR@ DIVIN@
Las plazas son limitadas. Animaos a seguir esta emocionante aventura con nosotros.
ORGANIZA: UNIDIVERSIDAD DE LUZ www.unidiversidaddeluz.com

New Christmas Album from the Hagees!

MANOS DE MADRE ¡¡TREMENDO....!!

Recuerdos inolvidables...... Un joven con un récord académico excelente fue a solicitar un puesto directivo en una gran empresa.
  Pasó la primera entrevista, el director hace la última entrevista, y es quien toma la decisión final.
  El director descubrió a partir del análisis del CV que los logros académicos del joven fueron excelentes en todo momento, desde la escuela secundaria hasta la investigación de postgrado, nunca había tenido un año en el que no obtuvo excelentes calificaciones.
  El director le preguntó: "¿Obtuviste alguna beca en la escuela?" el joven respondió "ninguna".
  El director le preguntó: "¿Fue tu padre quien pagó los honorarios de tu escuela?" El joven respondió: "Mi padre falleció cuando tenía un año de edad, fue mi madre la que pagaba todo".
  El director le preguntó: "¿Dónde trabaja su madre?" El joven respondió: "Mi madre trabajaba lavando y secando ropa. El director pidió al joven mostrar sus manos. El joven mostró un par de manos lisas y perfectas.
  El director le preguntó: "¿Alguna vez ha ayudado a su madre a lavar la ropa antes?" El joven respondió: "No, mi madre siempre quiso que yo estudiara y leyera más libros.. Además, mi madre puede lavar la ropa más rápido que yo".
  El director dijo: "Tengo una petición. Al volver hoy, vaya y limpie las manos de su madre, y luego venga a verme mañana por la mañana.   El joven sintió que su oportunidad de conseguir el trabajo era muy alta. Cuando regresó, felizmente pidió a su madre  limpiarle las manos. Su madre se sentía extraña, feliz, pero con sentimientos encontrados, y mostró finalmente sus manos a su hijo.
  El joven comenzó a limpiar las manos de su madre poco a poco. Sus lágrimas cayeron a medida en que lo hizo. Era la primera vez que se daba cuenta de que las manos de su madre estaban tan arrugadas, y con tan numerosas callosidades y contusiones. Algunos eran tan dolorosos que su madre se estremeció cuando los limpió con solo agua.
  Esta fue la primera vez que el joven se dio cuenta de que era este par de manos que lavan la ropa todos los días, los que hacia posible pagar la cuota de la escuela y la universidad. Los moretones en las manos de su madre fueron el precio que pagó por su graduación, por su excelencia académica y su futuro.
  Después de terminar la limpieza de las manos de su madre, el joven lavó toda la ropa restante.
  Esa noche, madre e hijo hablaron durante un tiempo muy largo.
  A la mañana siguiente, el joven fue a la oficina del director.
  El Director notado las lágrimas en los ojos del joven, le preguntó: "¿Puede usted decirme qué ha hecho y que aprendió ayer en su casa."
  El joven respondió: "Yo limpié las manos de mi madre, y también terminé de lavar toda la ropa que aun quedaba.”   El Director le preguntó: "por favor, dígame que siente."
  El joven dijo:   Número 1, Ahora sé lo que es la apreciación. Sin la abnegación de mi madre, no habría tenido hoy éxito.
Número 2, Al trabajar juntos y ayudar a mi madre, sólo ahora me doy cuenta de lo difícil y duro que es conseguir que se haga algo.
Número 3, He llegado a apreciar la importancia y el valor de la relación familiar.
  El Director dijo: "Esto es lo que estoy buscando en mis gerentes.
  Quiero contratar a una persona que aprecia la ayuda de los demás, una persona que conoce el sufrimiento de los demás para hacer las cosas, y una persona que no pondría el dinero como su única meta en la vida. Usted está contratado.
  Con el paso del tiempo, este joven trabajó muy duro, y recibió el respeto de sus subordinados. Cada empleado trabajó con diligencia y en equipo. El desempeño de la empresa mejoró enormemente.

 Recibido mail.

Amalia de Castillo Ledón

El fin de la libertad en Internet... el decreto Wert

Entra en vigor un alto el fuego en Gaza

Colombia no piensa en retirarse de las aguas disputadas, pese al fallo d...

Bruselas se inflama con la cumbre del billón de euros

Keiser Report en español. Episodio 370

Un día histórico en Brasil

SEREMOS INMORTALES POR LA ETERNIDAD Y LA VUELTA DE LOS ANUNAKIS

La infanta Cristina lleva a sus hijos al colegio

MUSICA ANDINA- EL CARNAVALITO

``El Condor Pasa`` Musica Andina

El sonido del silencio - Flauta de pan - Música instrumental

Gregorian and Ambrosian Chant, Polyphony, and Sacred Hymns (lista de reproducción)

Allegri - Miserere mei, Deus (Full version)

Miserere Mei Deus Gregorian

APOLOGETICA: CONOCE Y DIFIENDE LA FE CATÓLICA (lista de reproducción)

Gregorian chant - Tibi Laus

Gregorian chant - Deus, Deus meus

Hamás niega haber atacado a Israel después del alto el fuego

فلاش موحسن جرحى القصف المدفعي 21 11 1 فيديو قاسي يرجى الحذر +21

Nan Merriman "Agnus Dei" J. S, Bach

شام ديرالزور فرحة ابطال الجيش الحر بتحرير كتيبة المدفعية 22 11 2012 ج2

EL PRINCIPE QUE CONTEMPLABA SU ALMA

Jean Michel Jarre - Moscow 2011 Full Concert

Jean Michel Jarre - Concert Pour La Tolérance 1995 ( Full Concert )

It happens - expressions of gratitute - {Prem Rawat}

Prem Rawat. Semillas de Paz. MAZZARA. Parte 1.

Vangelis and Jean Michel Jarre Alpha

Jean Michel Jarre - Vivaldi

Jean-Michel Jarre - Magnetic Fields, Part 2

Oda a la Alegría

Stand By Me (Japan) | Playing For Change

Canción de las simples cosas por Marcedes Sosa

What a Wonderful World | Playing For Change

Mercedes Sosa: Gracias A La Vida - Solo Le Pido A Dios.. ^ 09-07-1935 / ...

Mercedes Sosa - Solo le Pido a Dios

La Estrella Azul - Mercedes Sosa

MERCEDES SOSA - ORACION AL SOL

Evangelio de hoy Jueves XXXIII del tiempo ordinario


Contemplar el Evangelio de hoy

Día litúrgico: Jueves XXXIII del tiempo ordinario
Texto del Evangelio (Lc 19,41-44): En aquel tiempo, Jesús, al acercarse a Jerusalén y ver la ciudad, lloró por ella, diciendo: «¡Si también tú conocieras en este día el mensaje de paz! Pero ahora ha quedado oculto a tus ojos. Porque vendrán días sobre ti, en que tus enemigos te rodearán de empalizadas, te cercarán y te apretarán por todas partes, y te estrellarán contra el suelo a ti y a tus hijos que estén dentro de ti, y no dejarán en ti piedra sobre piedra, porque no has conocido el tiempo de tu visita».
Comentario: Rev. D. Blas RUIZ i López (Ascó, Tarragona, España)
¡Si (...) tú conocieras en este día el mensaje de paz!
Hoy, la imagen que nos presenta el Evangelio es la de un Jesús que «lloró» (Lc 19,41) por la suerte de la ciudad escogida, que no ha reconocido la presencia de su Salvador. Conociendo las noticias que se han dado en los últimos tiempos, nos resultaría fácil aplicar esta lamentación a la ciudad que es —a la vez— santa y fuente de divisiones.

Pero mirando más allá, podemos identificar esta Jerusalén con el pueblo escogido, que es la Iglesia, y —por extensión— con el mundo en el que ésta ha de llevar a término su misión. Si así lo hacemos, nos encontraremos con una comunidad que, aunque ha alcanzado cimas altísimas en el campo de la tecnología y de la ciencia, gime y llora, porque vive rodeada por el egoísmo de sus miembros, porque ha levantado a su alrededor los muros de la violencia y del desorden moral, porque lanza por los suelos a sus hijos, arrastrándolos con las cadenas de un individualismo deshumanizante. En definitiva, lo que nos encontraremos es un pueblo que no ha sabido reconocer el Dios que la visitaba (cf. Lc 19,44).

Sin embargo, nosotros los cristianos, no podemos quedarnos en la pura lamentación, no hemos de ser profetas de desventuras, sino hombres de esperanza. Conocemos el final de la historia, sabemos que Cristo ha hecho caer los muros y ha roto las cadenas: las lágrimas que derrama en este Evangelio prefiguran la sangre con la cual nos ha salvado.

De hecho, Jesús está presente en su Iglesia, especialmente a través de aquellos más necesitados. Hemos de advertir esta presencia para entender la ternura que Cristo tiene por nosotros: es tan excelso su amor, nos dice san Ambrosio, que Él se ha hecho pequeño y humilde para que lleguemos a ser grandes; Él se ha dejado atar entre pañales como un niño para que nosotros seamos liberados de los lazos del pecado; Él se ha dejado clavar en la cruz para que nosotros seamos contados entre las estrellas del cielo... Por eso, hemos de dar gracias a Dios, y descubrir presente en medio de nosotros a aquel que nos visita y nos redime.

miércoles, 21 de noviembre de 2012

Gobierno colombiano: Es difícil verificar la tregua de las FARC

Proyecto Acuario VIVIR EN OTRO PARADIGMA, Entrevista a Inelia Benz 3 2

España coloca 4.937 millones en letras al mismo interés que en octubre

Greenpeace denuncia la moda tóxica de las multinacionales

Strictly in 60 - Strictly Come Dancing 2012 - Week 7 - BBC One

Virtual Opioid 1.0-Serotonin & Endorphin Release With Isochronic Tones-C...

Orgasm Frequency - Binaural Beats Brainwave

Análisis de la situación en Gaza y España

Armando Blanco Poeta Canta autor Salvadoreño

Armando Blanco- Ojos Color De Miel

ARMANDO BLANCO QUIERO CONTARTE MARIA

Video: String of blasts in Gaza as Israel intensifies airstrikes

Avión militar cayó en Saná

Salusa 19 de noviembre 2012 Español

martes, 20 de noviembre de 2012

Experto: "Israel convirtió a Gaza en un gran campo de concentración en O...

EL FIN DE LA CRISIS EL NUEVO ORDEN MUNDIAL NWO Y LA ONU

Evangelio de hoy Miércoles XXXIII del tiempo ordinario

Contemplar el Evangelio de hoy

Día litúrgico: Miércoles XXXIII del tiempo ordinario
Texto del Evangelio (Lc 19,11-28): En aquel tiempo, Jesús estaba cerca de Jerusalén y añadió una parábola, pues los que le acompañaban creían que el Reino de Dios aparecería de un momento a otro. Dijo pues: «Un hombre noble marchó a un país lejano, para recibir la investidura real y volverse. Habiendo llamado a diez siervos suyos, les dio diez minas y les dijo: ‘Negociad hasta que vuelva’. Pero sus ciudadanos le odiaban y enviaron detrás de él una embajada que dijese: ‘No queremos que ése reine sobre nosotros’.

»Y sucedió que, cuando regresó, después de recibir la investidura real, mandó llamar a aquellos siervos suyos, a los que había dado el dinero, para saber lo que había ganado cada uno. Se presentó el primero y dijo: ‘Señor, tu mina ha producido diez minas’. Le respondió: ‘¡Muy bien, siervo bueno!; ya que has sido fiel en lo mínimo, toma el gobierno de diez ciudades’. Vino el segundo y dijo: ‘Tu mina, Señor, ha producido cinco minas’. Dijo a éste: ‘Ponte tú también al mando de cinco ciudades’. Vino el otro y dijo: ‘Señor, aquí tienes tu mina, que he tenido guardada en un lienzo; pues tenía miedo de ti, que eres un hombre severo; que tomas lo que no pusiste, y cosechas lo que no sembraste’. Dícele: ‘Por tu propia boca te juzgo, siervo malo; sabías que yo soy un hombre severo, que tomo lo que no puse y cosecho lo que no sembré; pues, ¿por qué no colocaste mi dinero en el banco? Y así, al volver yo, lo habría cobrado con los intereses’.

»Y dijo a los presentes: ‘Quitadle la mina y dádsela al que tiene las diez minas’. Dijéronle: ‘Señor, tiene ya diez minas’. ‘Os digo que a todo el que tiene, se le dará; pero al que no tiene, aun lo que tiene se le quitará. Y aquellos enemigos míos, los que no quisieron que yo reinara sobre ellos, traedlos aquí y matadlos delante de mí’».

Y habiendo dicho esto, marchaba por delante subiendo a Jerusalén.
Comentario: P. Pere SUÑER i Puig SJ (Barcelona, España)
Negociad hasta que vuelva
Hoy, el Evangelio nos propone la parábola de las minas: una cantidad de dinero que aquel noble repartió entre sus siervos, antes de marchar de viaje. Primero, fijémonos en la ocasión que provoca la parábola de Jesús. Él iba “subiendo” a Jerusalén, donde le esperaba la pasión y la consiguiente resurrección. Los discípulos «creían que el Reino de Dios aparecería de un momento a otro» (Lc 19,11). Es en estas circunstancias cuando Jesús propone esta parábola. Con ella, Jesús nos enseña que hemos de hacer rendir los dones y cualidades que Él nos ha dado, mejor dicho, que nos ha dejado a cada uno. No son “nuestros” de manera que podamos hacer con ellos lo que queramos. Él nos los ha dejado para que los hagamos rendir. Quienes han hecho rendir las minas —más o menos— son alabados y premiados por su Señor. Es el siervo perezoso, que guardó el dinero en un pañuelo sin hacerlo rendir, el que es reprendido y condenado.

El cristiano, pues, ha de esperar —¡claro está!— el regreso de su Señor, Jesús. Pero con dos condiciones, si se quiere que el encuentro sea amistoso. La primera es que aleje la curiosidad malsana de querer saber la hora de la solemne y victoriosa vuelta del Señor. Vendrá, dice en otro lugar, cuando menos lo pensemos. ¡Fuera, por tanto, especulaciones sobre esto! Esperamos con esperanza, pero en una espera confiada sin malsana curiosidad. La segunda es que no perdamos el tiempo. La espera del encuentro y del final gozoso no puede ser excusa para no tomarnos en serio el momento presente. Precisamente, porque la alegría y el gozo del encuentro final será tanto mejor cuanto mayor sea la aportación que cada uno haya hecho por la causa del reino en la vida presente.

No falta, tampoco aquí, la grave advertencia de Jesús a los que se rebelan contra Él: «Aquellos enemigos míos, los que no quisieron que yo reinara sobre ellos, traedlos aquí y matadlos delante de mí» (Lc 19,27).

Paro general en Argentina deja las calles semidesiertas

Bailando en la Biblioteca de Derecho - Sevilla - ORIGINAL 3

To bit or not to bit: ¡Advierten que la realidad se está licuando! (*) Posted: 17 Nov 2012 08:00 PM PST La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más! (*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor. La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros. Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” Dibujo por William Kentridge Continúa Bauman: “Los fluidos (…) no se fijan al espacio ni se atan al tiempo. En tanto los sólidos tienen una clara dimensión espacial pero neutralizan el impacto –y disminuyen la significación– del tiempo, (…) los fluidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla; por consiguiente, para ellos lo que cuenta es el flujo del tiempo más que el espacio que puedan ocupar. (…) En cierto sentido, los sólidos cancelan el tiempo; para los líquidos, por el contrario, lo que importa es el tiempo. En la descripción de los sólidos es posible ignorar completamente el tiempo; en la descripción de los fluidos, se cometería un error grave si el tiempo se dejara de lado. "(…) Los fluidos se desplazan con facilidad. 'Fluyen', 'se derraman', 'se desbordan', 'salpican', 'se vierten', 'se filtran', 'gotean', 'inundan' (…); a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos, empapándolos–. Emergen incólumes de sus encuentros con los sólidos, en tanto que estos últimos –si es que siguen siendo sólidos tras el encuentro– sufren un cambio: se humedecen o empapan. La extraordinaria movilidad de los fluidos es lo que los asocia con la idea de ‘levedad’. Hay líquidos que en pulgadas cúbicas son más pesados que muchos sólidos, pero de todos modos tendemos a visualizarlos como más livianos, menos ‘pesados’ que cualquier sólido. Asociamos ‘levedad’ o ‘liviandad’ con movilidad e inconstancia: la práctica nos demuestra que cuanto menos cargados nos desplacemos, tanto más rápido será nuestro avance.” Bauman usa esta metáfora para referirse al funcionamiento de la sociedad actual, en donde vivimos en una estructura caracterizada por no mantener un rumbo determinado, que no mantiene la forma. En donde cada ámbito –informativo, laboral, afectivo–, se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre. En este contexto, en la sociedad líquida, cada vez es más difícil hablar de hábitos o de actividades rutinarias. Mateo Girón, de la Universidad Autónoma de Madrid, agrega: “Una modernidad en la que incluso los vínculos más íntimos se vuelven líquidos e inestables; en la que el contacto humano, también el sexual y afectivo, se vuelve inconsecuente, transaccional y efímero.” En la modernidad líquida cada cosa está etiquetada como producto de consumo, ya sea objeto, animal… o persona. Cada producto puede ser publicitado y vendido, y tiene su fecha de vencimiento, incluídos nosotros mismos. En este tipo de sociedad, entonces, ¿qué lugar ocupan el compromiso y la lealtad? La realidad líquida nos enseña a concebir el trabajo y los vínculos con otros humanos como objetos desechables. Read more: http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/2012/11/to-bit-or-not-to-bit-advierten-que-la.html#ixzz2CWFfkJQZ Gianni Sabbione La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más! (*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor. La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros. Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” Dibujo por William Kentridge Continúa Bauman: “Los fluidos (…) no se fijan al espacio ni se atan al tiempo. En tanto los sólidos tienen una clara dimensión espacial pero neutralizan el impacto –y disminuyen la significación– del tiempo, (…) los fluidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla; por consiguiente, para ellos lo que cuenta es el flujo del tiempo más que el espacio que puedan ocupar. (…) En cierto sentido, los sólidos cancelan el tiempo; para los líquidos, por el contrario, lo que importa es el tiempo. En la descripción de los sólidos es posible ignorar completamente el tiempo; en la descripción de los fluidos, se cometería un error grave si el tiempo se dejara de lado. "(…) Los fluidos se desplazan con facilidad. 'Fluyen', 'se derraman', 'se desbordan', 'salpican', 'se vierten', 'se filtran', 'gotean', 'inundan' (…); a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos, empapándolos–. Emergen incólumes de sus encuentros con los sólidos, en tanto que estos últimos –si es que siguen siendo sólidos tras el encuentro– sufren un cambio: se humedecen o empapan. La extraordinaria movilidad de los fluidos es lo que los asocia con la idea de ‘levedad’. Hay líquidos que en pulgadas cúbicas son más pesados que muchos sólidos, pero de todos modos tendemos a visualizarlos como más livianos, menos ‘pesados’ que cualquier sólido. Asociamos ‘levedad’ o ‘liviandad’ con movilidad e inconstancia: la práctica nos demuestra que cuanto menos cargados nos desplacemos, tanto más rápido será nuestro avance.” Bauman usa esta metáfora para referirse al funcionamiento de la sociedad actual, en donde vivimos en una estructura caracterizada por no mantener un rumbo determinado, que no mantiene la forma. En donde cada ámbito –informativo, laboral, afectivo–, se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre. En este contexto, en la sociedad líquida, cada vez es más difícil hablar de hábitos o de actividades rutinarias. Mateo Girón, de la Universidad Autónoma de Madrid, agrega: “Una modernidad en la que incluso los vínculos más íntimos se vuelven líquidos e inestables; en la que el contacto humano, también el sexual y afectivo, se vuelve inconsecuente, transaccional y efímero.” En la modernidad líquida cada cosa está etiquetada como producto de consumo, ya sea objeto, animal… o persona. Cada producto puede ser publicitado y vendido, y tiene su fecha de vencimiento, incluídos nosotros mismos. En este tipo de sociedad, entonces, ¿qué lugar ocupan el compromiso y la lealtad? La realidad líquida nos enseña a concebir el trabajo y los vínculos con otros humanos como objetos desechables. Enlace al vídeo en YouTube Sigue Bauman: “No es casual que el mundo de hoy promueva las actitudes que tiendan a dividir y premie las actividades competitivas. Al mismo tiempo, degrada los valores de colaboración y el trabajo en equipo al rango de estratagemas temporales que deben abandonarse o eliminarse una vez que se hayan agotado sus beneficios.” Esta relación competitiva entre personas (en lugar de la relación cooperativa) es “el resultado de la nueva técnica del poder, que emplea como principal instrumento el descompromiso. Para que el poder fluya, cualquier trama densa de nexos sociales implica un obstáculo que debe ser eliminado. Los poderes globales están abocados al desmantelamiento de esas redes, en nombre de una mayor y constante fluidez, que es la fuente principal de su fuerza y la garantía de su invencibilidad. Y el derrumbe, la fragilidad, la vulnerabilidad, la transitoriedad y la precariedad de los vínculos humanos permiten que esos poderes puedan actuar.” Toda una distopía, pero en este caso no se trata de un jueguito de video: es la realidad, y está sucediendo hoy. Basta mirar a nuestro alrededor para comprobarlo. VIRTUALIDAD LICUADA Todo esto, sumado al distanciamiento corporal debido a la creciente mediación de dispositivos tecnológicos, puede producir cambios en los procesos psicológicos. Podemos ver un ejemplo en lo que suele ocurrir con algunos conductores cuando se ponen al volante de un coche, una especie de Jekyll & Hyde. Catalina Fuentes, de la Universidad de Sevilla,también ha estudiado este fenómeno, en este caso en la relación entre algunas personas en la web: “amparado en la falta de sinceridad o relación personal, el emisor se siente a salvo de cualquier agravio, y se aventura al acoso o insulto del otro, y que sabe que la posible reacción de este nunca llegará a afectarle. El otro no lo conoce, y la mera relación verbal no puede ofender a una imagen que es ficticia, creada, un personaje, en suma (…) en un continuum que va desde la cortesía a la descortesía a la agresividad manifiesta. La participación privada o anónima hace que se puedan eliminar los inhibidores propios de la comunicación cara a cara.” Modelo clásico del "competir vs. cooperar". A la izquierda, en un dibujo que tiene ya bastantes años, los burritos compiten y luego cooperan. A la derecha, la versión del genial Quino, en donde vemos cómo suele ser la competencia en el mundo real. ¿Qué podemos hacer ante esto? Las herramientas apropiadas están en nuestras manos. Recordemos un concepto hoy en día poco publicitado: la cooperación en lugar de la competencia. Como decíamos hace poco en esta misma sección, cuando existe un contacto real entre personas, aumentan las acciones comunitarias. Conocemos los rostros de la gente y nuestra área de libertad puede extenderse más allá de nuestra puerta de calle. Y tú, lector asaz interesado en estos menesteres, ¿qué áreas de nuestra vida diaria piensas que podrían tornarse más cooperativas? ¡Hasta el próximo TBONTB! Fuente: NEOTE La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más! (*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor. La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros. Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” Dibujo por William Kentridge Continúa Bauman: “Los fluidos (…) no se fijan al espacio ni se atan al tiempo. En tanto los sólidos tienen una clara dimensión espacial pero neutralizan el impacto –y disminuyen la significación– del tiempo, (…) los fluidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla; por consiguiente, para ellos lo que cuenta es el flujo del tiempo más que el espacio que puedan ocupar. (…) En cierto sentido, los sólidos cancelan el tiempo; para los líquidos, por el contrario, lo que importa es el tiempo. En la descripción de los sólidos es posible ignorar completamente el tiempo; en la descripción de los fluidos, se cometería un error grave si el tiempo se dejara de lado. "(…) Los fluidos se desplazan con facilidad. 'Fluyen', 'se derraman', 'se desbordan', 'salpican', 'se vierten', 'se filtran', 'gotean', 'inundan' (…); a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos, empapándolos–. Emergen incólumes de sus encuentros con los sólidos, en tanto que estos últimos –si es que siguen siendo sólidos tras el encuentro– sufren un cambio: se humedecen o empapan. La extraordinaria movilidad de los fluidos es lo que los asocia con la idea de ‘levedad’. Hay líquidos que en pulgadas cúbicas son más pesados que muchos sólidos, pero de todos modos tendemos a visualizarlos como más livianos, menos ‘pesados’ que cualquier sólido. Asociamos ‘levedad’ o ‘liviandad’ con movilidad e inconstancia: la práctica nos demuestra que cuanto menos cargados nos desplacemos, tanto más rápido será nuestro avance.” Bauman usa esta metáfora para referirse al funcionamiento de la sociedad actual, en donde vivimos en una estructura caracterizada por no mantener un rumbo determinado, que no mantiene la forma. En donde cada ámbito –informativo, laboral, afectivo–, se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre. En este contexto, en la sociedad líquida, cada vez es más difícil hablar de hábitos o de actividades rutinarias. Mateo Girón, de la Universidad Autónoma de Madrid, agrega: “Una modernidad en la que incluso los vínculos más íntimos se vuelven líquidos e inestables; en la que el contacto humano, también el sexual y afectivo, se vuelve inconsecuente, transaccional y efímero.” En la modernidad líquida cada cosa está etiquetada como producto de consumo, ya sea objeto, animal… o persona. Cada producto puede ser publicitado y vendido, y tiene su fecha de vencimiento, incluídos nosotros mismos. En este tipo de sociedad, entonces, ¿qué lugar ocupan el compromiso y la lealtad? La realidad líquida nos enseña a concebir el trabajo y los vínculos con otros humanos como objetos desechables. Read more: http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/2012/11/to-bit-or-not-to-bit-advierten-que-la.html#ixzz2CWFfkJQZ La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más! (*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor. La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros. Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” Dibujo por William Kentridge Continúa Bauman: “Los fluidos (…) no se fijan al espacio ni se atan al tiempo. En tanto los sólidos tienen una clara dimensión espacial pero neutralizan el impacto –y disminuyen la significación– del tiempo, (…) los fluidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla; por consiguiente, para ellos lo que cuenta es el flujo del tiempo más que el espacio que puedan ocupar. (…) En cierto sentido, los sólidos cancelan el tiempo; para los líquidos, por el contrario, lo que importa es el tiempo. En la descripción de los sólidos es posible ignorar completamente el tiempo; en la descripción de los fluidos, se cometería un error grave si el tiempo se dejara de lado. "(…) Los fluidos se desplazan con facilidad. 'Fluyen', 'se derraman', 'se desbordan', 'salpican', 'se vierten', 'se filtran', 'gotean', 'inundan' (…); a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos, empapándolos–. Emergen incólumes de sus encuentros con los sólidos, en tanto que estos últimos –si es que siguen siendo sólidos tras el encuentro– sufren un cambio: se humedecen o empapan. La extraordinaria movilidad de los fluidos es lo que los asocia con la idea de ‘levedad’. Hay líquidos que en pulgadas cúbicas son más pesados que muchos sólidos, pero de todos modos tendemos a visualizarlos como más livianos, menos ‘pesados’ que cualquier sólido. Asociamos ‘levedad’ o ‘liviandad’ con movilidad e inconstancia: la práctica nos demuestra que cuanto menos cargados nos desplacemos, tanto más rápido será nuestro avance.” Bauman usa esta metáfora para referirse al funcionamiento de la sociedad actual, en donde vivimos en una estructura caracterizada por no mantener un rumbo determinado, que no mantiene la forma. En donde cada ámbito –informativo, laboral, afectivo–, se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre. En este contexto, en la sociedad líquida, cada vez es más difícil hablar de hábitos o de actividades rutinarias. Mateo Girón, de la Universidad Autónoma de Madrid, agrega: “Una modernidad en la que incluso los vínculos más íntimos se vuelven líquidos e inestables; en la que el contacto humano, también el sexual y afectivo, se vuelve inconsecuente, transaccional y efímero.” En la modernidad líquida cada cosa está etiquetada como producto de consumo, ya sea objeto, animal… o persona. Cada producto puede ser publicitado y vendido, y tiene su fecha de vencimiento, incluídos nosotros mismos. En este tipo de sociedad, entonces, ¿qué lugar ocupan el compromiso y la lealtad? La realidad líquida nos enseña a concebir el trabajo y los vínculos con otros humanos como objetos desechables. Read more: http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/2012/11/to-bit-or-not-to-bit-advierten-que-la.html#ixzz2CWFfkJQZ do! (*) Gianni Sabbione La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más! (*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor. La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros. Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” Continuar leyendo... Read more: http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/#ixzz2CWFOB4yy To bit or not to bit: ¡Advierten que la realidad se está licuando! (*)


To bit or not to bit: ¡Advierten que la realidad se está licuando! (*)




La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más!
(*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor.


La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros.
Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.”

Dibujo por William Kentridge
Continúa Bauman: “Los fluidos (…) no se fijan al espacio ni se atan al tiempo. En tanto los sólidos tienen una clara dimensión espacial pero neutralizan el impacto –y disminuyen la significación– del tiempo, (…) los fluidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla; por consiguiente, para ellos lo que cuenta es el flujo del tiempo más que el espacio que puedan ocupar. (…) En cierto sentido, los sólidos cancelan el tiempo; para los líquidos, por el contrario, lo que importa es el tiempo. En la descripción de los sólidos es posible ignorar completamente el tiempo; en la descripción de los fluidos, se cometería un error grave si el tiempo se dejara de lado.
"(…) Los fluidos se desplazan con facilidad. 'Fluyen', 'se derraman', 'se desbordan', 'salpican', 'se vierten', 'se filtran', 'gotean', 'inundan' (…); a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos, empapándolos–. Emergen incólumes de sus encuentros con los sólidos, en tanto que estos últimos –si es que siguen siendo sólidos tras el encuentro– sufren un cambio: se humedecen o empapan. La extraordinaria movilidad de los fluidos es lo que los asocia con la idea de ‘levedad’. Hay líquidos que en pulgadas cúbicas son más pesados que muchos sólidos, pero de todos modos tendemos a visualizarlos como más livianos, menos ‘pesados’ que cualquier sólido. Asociamos ‘levedad’ o ‘liviandad’ con movilidad e inconstancia: la práctica nos demuestra que cuanto menos cargados nos desplacemos, tanto más rápido será nuestro avance.

Bauman usa esta metáfora para referirse al funcionamiento de la sociedad actual, en donde vivimos en una estructura caracterizada por no mantener un rumbo determinado, que no mantiene la forma. En donde cada ámbito –informativo, laboral, afectivo–, se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre. En este contexto, en la sociedad líquida, cada vez es más difícil hablar de hábitos o de actividades rutinarias.
Mateo Girón, de la Universidad Autónoma de Madrid, agrega: “Una modernidad en la que incluso los vínculos más íntimos se vuelven líquidos e inestables; en la que el contacto humano, también el sexual y afectivo, se vuelve inconsecuente, transaccional y efímero.”
En la modernidad líquida cada cosa está etiquetada como producto de consumo, ya sea objeto, animal… o persona. Cada producto puede ser publicitado y vendido, y tiene su fecha de vencimiento, incluídos nosotros mismos. En este tipo de sociedad, entonces, ¿qué lugar ocupan el compromiso y la lealtad? La realidad líquida nos enseña a concebir el trabajo y los vínculos con otros humanos como objetos desechables.


Read more: http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/2012/11/to-bit-or-not-to-bit-advierten-que-la.html#ixzz2CWFfkJQZ
Gianni Sabbione 

La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más!
(*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor.


La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros.
Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” 

Dibujo por William Kentridge
Continúa Bauman: “Los fluidos (…) no se fijan al espacio ni se atan al tiempo. En tanto los sólidos tienen una clara dimensión espacial pero neutralizan el impacto –y disminuyen la significación– del tiempo, (…) los fluidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla; por consiguiente, para ellos lo que cuenta es el flujo del tiempo más que el espacio que puedan ocupar. (…) En cierto sentido, los sólidos cancelan el tiempo; para los líquidos, por el contrario, lo que importa es el tiempo. En la descripción de los sólidos es posible ignorar completamente el tiempo; en la descripción de los fluidos, se cometería un error grave si el tiempo se dejara de lado.
"(…) Los fluidos se desplazan con facilidad. 'Fluyen', 'se derraman', 'se desbordan', 'salpican', 'se vierten', 'se filtran', 'gotean', 'inundan' (…); a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos, empapándolos–. Emergen incólumes de sus encuentros con los sólidos, en tanto que estos últimos –si es que siguen siendo sólidos tras el encuentro– sufren un cambio: se humedecen o empapan. La extraordinaria movilidad de los fluidos es lo que los asocia con la idea de ‘levedad’. Hay líquidos que en pulgadas cúbicas son más pesados que muchos sólidos, pero de todos modos tendemos a visualizarlos como más livianos, menos ‘pesados’ que cualquier sólido. Asociamos ‘levedad’ o ‘liviandad’ con movilidad e inconstancia: la práctica nos demuestra que cuanto menos cargados nos desplacemos, tanto más rápido será nuestro avance.

Bauman usa esta metáfora para referirse al funcionamiento de la sociedad actual, en donde vivimos en una estructura caracterizada por no mantener un rumbo determinado, que no mantiene la forma. En donde cada ámbito –informativo, laboral, afectivo–, se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre. En este contexto, en la sociedad líquida, cada vez es más difícil hablar de hábitos o de actividades rutinarias.
Mateo Girón, de la Universidad Autónoma de Madrid, agrega: “Una modernidad en la que incluso los vínculos más íntimos se vuelven líquidos e inestables; en la que el contacto humano, también el sexual y afectivo, se vuelve inconsecuente, transaccional y efímero.”
En la modernidad líquida cada cosa está etiquetada como producto de consumo, ya sea objeto, animal… o persona. Cada producto puede ser publicitado y vendido, y tiene su fecha de vencimiento, incluídos nosotros mismos. En este tipo de sociedad, entonces, ¿qué lugar ocupan el compromiso y la lealtad? La realidad líquida nos enseña a concebir el trabajo y los vínculos con otros humanos como objetos desechables.

 Enlace al vídeo en YouTube



Sigue Bauman: “No es casual que el mundo de hoy promueva las actitudes que tiendan a dividir y premie las actividades competitivas. Al mismo tiempo, degrada los valores de colaboración y el trabajo en equipo al rango de estratagemas temporales que deben abandonarse o eliminarse una vez que se hayan agotado sus beneficios.”
Esta relación competitiva entre personas (en lugar de la relación cooperativa) es “el resultado de la nueva técnica del poder, que emplea como principal instrumento el descompromiso. Para que el poder fluya, cualquier trama densa de nexos sociales implica un obstáculo que debe ser eliminado. Los poderes globales están abocados al desmantelamiento de esas redes, en nombre de una mayor y constante fluidez, que es la fuente principal de su fuerza y la garantía de su invencibilidad. Y el derrumbe, la fragilidad, la vulnerabilidad, la transitoriedad y la precariedad de los vínculos humanos permiten que esos poderes puedan actuar.” Toda una distopía, pero en este caso no se trata de un jueguito de video: es la realidad, y está sucediendo hoy. Basta mirar a nuestro alrededor para comprobarlo.

VIRTUALIDAD LICUADA

Todo esto, sumado al distanciamiento corporal debido a la creciente mediación de dispositivos tecnológicos, puede producir cambios en los procesos psicológicos. Podemos ver un ejemplo en lo que suele ocurrir con algunos conductores cuando se ponen al volante de un coche, una especie de Jekyll & Hyde.
Catalina Fuentes, de la Universidad de Sevilla,también ha estudiado este fenómenoen este caso en la relación entre algunas personas en la web: “amparado en la falta de sinceridad o relación personal, el emisor se siente a salvo de cualquier agravio, y se aventura al acoso o insulto del otro, y que sabe que la posible reacción de este nunca llegará a afectarle. El otro no lo conoce, y la mera relación verbal no puede ofender a una imagen que es ficticia, creada, un personaje, en suma (…) en un continuum que va desde la cortesía a la descortesía a la agresividad manifiesta. La participación privada o anónima hace que se puedan eliminar los inhibidores propios de la comunicación cara a cara.”
Modelo clásico del "competir vs. cooperar". A la izquierda, en un dibujo que tiene ya bastantes años, los burritos compiten y luego cooperan. A la derecha, la versión del genial Quino, en donde vemos cómo suele ser la competencia en el mundo real.
¿Qué podemos hacer ante esto? Las herramientas apropiadas están en nuestras manos. Recordemos un concepto hoy en día poco publicitado: la cooperación en lugar de la competencia. Como decíamos hace poco en esta misma sección, cuando existe un contacto real entre personas, aumentan las acciones comunitarias. Conocemos los rostros de la gente y nuestra área de libertad puede extenderse más allá de nuestra puerta de calle.
Y tú, lector asaz interesado en estos menesteres, ¿qué áreas de nuestra vida diaria piensas que podrían tornarse más cooperativas?
¡Hasta el próximo TBONTB!

Fuente: NEOTE


La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más!
(*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor.


La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros.
Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” 

Dibujo por William Kentridge
Continúa Bauman: “Los fluidos (…) no se fijan al espacio ni se atan al tiempo. En tanto los sólidos tienen una clara dimensión espacial pero neutralizan el impacto –y disminuyen la significación– del tiempo, (…) los fluidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla; por consiguiente, para ellos lo que cuenta es el flujo del tiempo más que el espacio que puedan ocupar. (…) En cierto sentido, los sólidos cancelan el tiempo; para los líquidos, por el contrario, lo que importa es el tiempo. En la descripción de los sólidos es posible ignorar completamente el tiempo; en la descripción de los fluidos, se cometería un error grave si el tiempo se dejara de lado.
"(…) Los fluidos se desplazan con facilidad. 'Fluyen', 'se derraman', 'se desbordan', 'salpican', 'se vierten', 'se filtran', 'gotean', 'inundan' (…); a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos, empapándolos–. Emergen incólumes de sus encuentros con los sólidos, en tanto que estos últimos –si es que siguen siendo sólidos tras el encuentro– sufren un cambio: se humedecen o empapan. La extraordinaria movilidad de los fluidos es lo que los asocia con la idea de ‘levedad’. Hay líquidos que en pulgadas cúbicas son más pesados que muchos sólidos, pero de todos modos tendemos a visualizarlos como más livianos, menos ‘pesados’ que cualquier sólido. Asociamos ‘levedad’ o ‘liviandad’ con movilidad e inconstancia: la práctica nos demuestra que cuanto menos cargados nos desplacemos, tanto más rápido será nuestro avance.

Bauman usa esta metáfora para referirse al funcionamiento de la sociedad actual, en donde vivimos en una estructura caracterizada por no mantener un rumbo determinado, que no mantiene la forma. En donde cada ámbito –informativo, laboral, afectivo–, se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre. En este contexto, en la sociedad líquida, cada vez es más difícil hablar de hábitos o de actividades rutinarias.
Mateo Girón, de la Universidad Autónoma de Madrid, agrega: “Una modernidad en la que incluso los vínculos más íntimos se vuelven líquidos e inestables; en la que el contacto humano, también el sexual y afectivo, se vuelve inconsecuente, transaccional y efímero.”
En la modernidad líquida cada cosa está etiquetada como producto de consumo, ya sea objeto, animal… o persona. Cada producto puede ser publicitado y vendido, y tiene su fecha de vencimiento, incluídos nosotros mismos. En este tipo de sociedad, entonces, ¿qué lugar ocupan el compromiso y la lealtad? La realidad líquida nos enseña a concebir el trabajo y los vínculos con otros humanos como objetos desechables.


Read more: http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/2012/11/to-bit-or-not-to-bit-advierten-que-la.html#ixzz2CWFfkJQZ


La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más!
(*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor.


La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros.
Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” 

Dibujo por William Kentridge
Continúa Bauman: “Los fluidos (…) no se fijan al espacio ni se atan al tiempo. En tanto los sólidos tienen una clara dimensión espacial pero neutralizan el impacto –y disminuyen la significación– del tiempo, (…) los fluidos no conservan una forma durante mucho tiempo y están constantemente dispuestos a cambiarla; por consiguiente, para ellos lo que cuenta es el flujo del tiempo más que el espacio que puedan ocupar. (…) En cierto sentido, los sólidos cancelan el tiempo; para los líquidos, por el contrario, lo que importa es el tiempo. En la descripción de los sólidos es posible ignorar completamente el tiempo; en la descripción de los fluidos, se cometería un error grave si el tiempo se dejara de lado.
"(…) Los fluidos se desplazan con facilidad. 'Fluyen', 'se derraman', 'se desbordan', 'salpican', 'se vierten', 'se filtran', 'gotean', 'inundan' (…); a diferencia de los sólidos, no es posible detenerlos fácilmente –sortean algunos obstáculos, disuelven otros o se filtran a través de ellos, empapándolos–. Emergen incólumes de sus encuentros con los sólidos, en tanto que estos últimos –si es que siguen siendo sólidos tras el encuentro– sufren un cambio: se humedecen o empapan. La extraordinaria movilidad de los fluidos es lo que los asocia con la idea de ‘levedad’. Hay líquidos que en pulgadas cúbicas son más pesados que muchos sólidos, pero de todos modos tendemos a visualizarlos como más livianos, menos ‘pesados’ que cualquier sólido. Asociamos ‘levedad’ o ‘liviandad’ con movilidad e inconstancia: la práctica nos demuestra que cuanto menos cargados nos desplacemos, tanto más rápido será nuestro avance.

Bauman usa esta metáfora para referirse al funcionamiento de la sociedad actual, en donde vivimos en una estructura caracterizada por no mantener un rumbo determinado, que no mantiene la forma. En donde cada ámbito –informativo, laboral, afectivo–, se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre. En este contexto, en la sociedad líquida, cada vez es más difícil hablar de hábitos o de actividades rutinarias.
Mateo Girón, de la Universidad Autónoma de Madrid, agrega: “Una modernidad en la que incluso los vínculos más íntimos se vuelven líquidos e inestables; en la que el contacto humano, también el sexual y afectivo, se vuelve inconsecuente, transaccional y efímero.”
En la modernidad líquida cada cosa está etiquetada como producto de consumo, ya sea objeto, animal… o persona. Cada producto puede ser publicitado y vendido, y tiene su fecha de vencimiento, incluídos nosotros mismos. En este tipo de sociedad, entonces, ¿qué lugar ocupan el compromiso y la lealtad? La realidad líquida nos enseña a concebir el trabajo y los vínculos con otros humanos como objetos desechables.


Read more: http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/2012/11/to-bit-or-not-to-bit-advierten-que-la.html#ixzz2CWFfkJQZ

do! (*)

Gianni Sabbione 

La realidad o modernidad líquida es un concepto acuñado por el filósofo y sociólogo Zygmunt Bauman. A partir de la definición científica de los fluídos, “que no se fijan ni al espacio ni al tiempo y pueden cambiar de forma con facilidad”, Bauman describe cómo la realidad social va camino a licuarse: vivimos en una matrix que no mantiene un rumbo determinado ni la forma. Cada ámbito se ve invadido por la precariedad y la incertidumbre, donde una de las principales preocupaciones es no desactualizarnos ante los cambios, que se producen cada vez más rápidamente. Los vínculos humanos se hacen carentes de compromiso, en un contexto individualista, privatizado, hiperpublicitado e hipertecnificado. Toda una distopía. ¡Haz click para saber más!
(*) La nota de hoy está garantizada 100% libre de sentido del humor.


La saga “líquida” de Bauman incluye varios libros, iniciando en el fundamental “Modernidad líquida”, y sus posteriores “Amor líquido”, “Vida líquida” y “Miedo líquido”, entre otros.
Bauman empieza su descripción a patir de la fluidez, que es la cualidad de los líquidos y los gases. El diccionario define que lo que los distingue de los sólidos es que, “en descanso, no pueden sostener una fuerza tangencial” y, por lo tanto, “sufren un continuo cambio de forma cuando se los somete a esa tensión.” 


Read more: http://libroabiertorudyspillman.blogspot.com/#ixzz2CWFOB4yy

To bit or not to bit: ¡Advierten que la realidad se está licuando! (*)

 

 

Meditaciones en el Mar Rojo